lunes, 11 de enero de 2016

El LAGO DE ARREO O DE CAICEDO-YUSO

Leyendo la noticia de prensa del domingo, 10 de enero, recordamos nuestra salida de observación al Lago de Arreo o de Caicedo-Yuso  del pasado 16 de agosto de 2015.



El lago está iincluido en el Diapiro de Salinas de Añana y es único lago natural propiamente dicho del País Vasco, también llamado Laguna de Añada. 



Al igual que todas las zonas húmedas es importante por su valor  medioambiental y paisajístico. De unos 25 metros de profundidad y está Situado a unos 655m de altitud, con una superficie de unas 15,5 hectáreas. Red NATURA 2000 y humedal incluido en el listado RAMSAR de humedales de Importancia Internacional, protegido (Plan Territorial Sectorial de Zonas Húmedas).
 

El proyecto LIFE+TREMEDAL debido a su deterioro busca mejorar su estado de conservación.


Hay que resaltar, que es un ecosistema de gran interés ya que existe una gran diversidad de flora y fauna  asociada al sistema lacustre.


Y no podemos olvidar que el lago es un importante punto de paso para numerosas aves,  entre las que nos podemos encontrar con el Carricero tordal (Acrocephalus arundinaceus), la Cerceta común (Anas crecca), el porrón moñudo (Aythya fuligula) y el ánade friso (Anas strepera), azulones, somormujos lavancos, aguiluchos laguneros, cormoranes grandes, fochas comunes, porrones europeos y zampullines chicos, buitrón, rascones, escribanos palustres y la agachadiza común, entre otros.
 
 Sin olvidarnos de nuestro simpático petirrojo (que no suele faltar a la cita)  


En este también se encuentran  dos especies de  invertebrados protegidos: la mariposa,  doncella de ondas rojas (Euphydryas aurinia), y (Coenagrion mercuriale) odonato del grupo de los caballitos del diablo y que no tuvimos suerte de encontrar.

Entre la vegetación del entorno del humedal aparecen los juncos y gramineas y acercandose al agua, los carrizos (Phragmites australis), Masiega (Cladium mariscus) y espadañas (Typha latifolia) además de la planta de San Antonio (Epilobium hirsutum) que está presente en las zonas más húmedas.



El encinar-quejigar  (Quercus faginea) y encina carrascas (Quercus rotundifolia)   es el  bosque principal de la zona, donde nos encontrarnos con  endrinos (Prunnus espinosa), brezos (Erika arborea), enebros (Juniperus comunis), serbal de los cazadores (Sorbus aucuparia),  cerezos silvestres (Prunus avium),  Espino albar (Crataegus monogyma), Sáuco (Sambucus nigra), chopo, sauces o rosal silvestre, entre otros. 

 
 
 
 



  El lago también es un lugar vinculado a leyendas


Bonito lugar y estupendo día el que pasamos, donde pudimos disfrutar de las aves y flora del lugar. 


Crónica: JJavier y Ana Mar
Fotografías: Eñaut Zaitegi y Ana Mar


No hay comentarios: