domingo, 21 de diciembre de 2014

EXCURSIÓN del XXII CONGRESO ESPAÑOL DE ORNITOLOGÍA - SIERRA OESTE DE MADRID - ( 9-12-2014)

Para poner la guinda al XXII Congreso Español de Ornitología de SEO/BirdLife, aproximadamente unos 60 congresistas asistimos a la excursión que habíamos elegido previamente al hacer la inscripción. Mientras algunos de los compañeros del grupo decidieron ir a la excursión de las Lagunas del Sureste de Madrid, otr@s preferimos ir a La Sierra Oeste madrileña, en concreto a los alrededores de la localidad de Navas del Rey. Aunque con motivo de la Reunión de grupos locales de SEO, ya habíamos estado por allí recientemente, no pudimos resistirnos a volver, con la esperanza de poder disfrutar otra vez del Águila imperial y de todas las aves que por allí campean.

El día 9 de diciembre tanto de una excursión como de otra quedamos a las 8:30h frente a la estación de Atocha. 


Y después de saludarnos nos repartimos en dos autobuses siguiendo las indicaciones de nuestros 2 guías de SEO/birdlife.


La cercanía de la estación invernal, se hacía notar, con una mañana de viento gélido que nos azotaba la espalda, dejándonos el cuerpo destemplado, pero la curiosidad y el afán de descubrir y observar a las aves, puede con todas estas incomodidades, así que partimos con la ilusión de ver toda ave que se pudiera ver.


Por el camino, se podían ver, gaviotas reidoras (Chroicocephalus ridibundus), sombrias (Larus fuscus) y palomas bravía (Columba livia) así como cantidad de urracas comunes (Pica pica), Gorrión común (Passer domesticus). Al llegar a las inmediaciones de un polígono industrial de Navas del Rey, bajamos del autocar.
Alberto y Pablo, nos fueron mostrando las particularidades de estos parajes y sus especies más emblemáticas, dirigiéndonos unos pocos cientos de metros por un sendero que llega a la llamada Dehesa de Navalmoral. 

En este hábitat de prados con matorral y encinar,

observamos: Cogujadas comunes (Galerida cristata)

un bando de Palomas torcaces (Columba palumbus ), Tortola turca (Streptopelia decaocto), Urracas (Pica pica), Buitres negros (Aegypius monachus), Alondra(Alauda arvensis), Milano real (Milvus milvus), Tarabilla europea(Saxicola rubicola), Mosquitero común (Phylloscopus collybita), Curruca rabilarga (Sylvia undata), Mirlo común (Turdus merula), Colirrojo tizón ( Phoenicurus ochruros ), Grajillas (Corvus monedula), Cuervo grande (Corvus corax)  Avefrías (Vanellus vanellus), Pardillo común (Carduelis cannabina), Escribano triguero (Emberiza calandra)
 y el Alcaudón real (Lanius meridionalis ), 

una de las aves que estaba en la terna de candidatas a ser designada Ave del año para el 2015 por SEO/BirdLife, junto con la Perdiz roja y la Tórtola europea que a la postre ha sido la más votada por l@s soci@s. Aunque por el nombre pueda parecerlo, el ser Ave del año no es ningún premio, desgraciadamente viene dado por una situación negativa, dado el fuerte declive que están sufriendo entre otras causas, por el abandono de algunos cultivos agrícolas y por el aumento del uso de insecticidas y productos químicos, están mermando gravemente sus poblaciones. Por ello, nos alegramos especialmente de poner otear a éste, el más grande de los alcaudones posado sobre un poste, sobresaliendo su larga cola.
Deshicimos nuestros pasos y subimos al autobús, para en unos pocos minutos volver a recorrer el sendero que visitamos el mes pasado, en el valle del Alberche, rodeado de paisaje mediterráneo, bosques mixtos de Pino piñonero (Pinus pinea) y Encina (Quercus ilex), de camino, Milano real y Busardo ratonero. 
 
Mientras tanto los compañeros que habían marchado a la excursión de  Lagunas del Sureste de Madrid, nos comunicaban contentos sus observaciones: cigueñas blancas, Porrón europeo y oñudo, Zampullin cuellinegro, Martín pescador y Calamón, torcaces, Cerceta común, Pico picapino, etc... y terminaban su ruta con un total de 44 especies despidiendose ya  de nosotros para marchar para Bizkaia.  Nosotros proseguíamos con la excursión.

Con la mente y los ojos muy atentos buscamos a las majestuosa Águila imperial (Aquila adalberti), a la que afortunadamente pudimos volver a ver, aparecieron en vuelo muy cerca de las encinas en lo alto de los montes, 2 adultos y un ejemplar joven.


Los buitres negros también inspeccionaban el espacio aéreo y aunque no perdíamos ripio de lo que ocurría por las alturas, nos dimos cuenta al momento de la visión rápida de unas franjas blanquinegras muy conocidas, las de una Abubilla (Upupa epops) que acababa de cruzar a 20 metros escasos delante nuestro. Otro instante más fugaz si cabe, por su rapidísimo vuelo, el de un Gavilán (Accipiter nisus) y algún Buitre leonado (Gyps fulvus) para añadir a la lista, no faltaron los curiosos aviones roqueros (Ptyonoprogne rupestres).De allí , media vuelta y otra vez en marcha, para poner rumbo al pueblo de Valdemaqueda, muy cercano a la localidad de Robledo de Chavela, en donde se encuentra una Estación de radiotelescopios de la NASA, y lindante con la provincia de Ávila.
 
Después del correspondiente parón para la comida en un bar de carretera, situado en la zona del arroyo de la Hoz
pudimos ver, carboneros, herrerillo, petirrojos, y justo antes de subir al autobús, en los alrededores del riachuelo vimos Jilgueros (Carduelis carduelis), agateador europeo (Certhia brachydactyla), Trepador azul (Sitta europaea), chochin(Troglodytes troglodytes), Herrerillo común (Cyanistes caeruleus), Carbonero común (Parus major), Bisbita pratense(Anthus pratensis),Mitos(Aegithalos caudatus), Cormoran grande (Phalacrocorax carbo), Anade azulón (Anas platyrhynchos), Lavandera blanca (Motacilla alba), Lavandera cascadeña (Motacilla cinerea) y al pariente mediterráneo de la urraca, el Rabilargo ibérico (Cyanopica cooki).

Para aprovechar las últimas horas de luz, fuimos a la declarada ZEPA de los Pinares de Valdemaqueda, dando un paseo por su marcado sendero 

y entretenidos en avistar a los buitres leonados que haciendo sus cicleos envueltos en las corrientes térmicas. 


Sin embargo abajo al pie del pinar, el ambiente no era térmico precisamente y a pesar del cielo despejado, el frío seco y cortante de la sierra se hacía notar especialmente, pero proseguimos nuestra búsqueda pudiendo escuchar al Pico picapinos.

 Por el camino nos encontramos este  ratoncillo de campo totalmente aterido de frío.
La silueta recortada de un buitre leonado en el borde del risco, nos hizo dirigir el ocular hacia él. Viendo que  la luz del atardecer se iba haciendo más mortecina, fuimos regresando,

dejando unos breves instantes para orientar el telescopio hacia un Zorzal charlo (Turdus viscivorus) invernante por esta zona, que se dejó ver posado en la rama de un pino.

Ya en el vehículo, de vuelta hasta Madrid, amenizando un poco el viaje con la puesta en común de las aves observadas. Se hizo la lista de lo visto con un total de unas 49 especies. Para tod@s un día precioso y una maravillosa forma de rubricar este gran Congreso de SEO/BirdLife.

Crónica: Jjavier y Ana Mar.

No hay comentarios: